In LoVe WiTh My SoRrRoW

AUTOLESION EN EL CINE

Escrito por inlovewithmysorrow 17-06-2010 en General. Comentarios (7)

ASI COMO HEMOS VISTO CANCIONES Y FAMOSOS RELACIONADOS CON LA AUTOLESION, TAMBIEN GRACIAS AL SEPTIMO ARTE HEMOS APRENDIDO MAS A FONDO SOBRE EL TEMA, ADEMAS DE LLEVARSE DE LA MANO CON CIERTOS TRANSTORNOS PSICOLOGICOS.

 

INOCENCIA INTERRUMPIDA

(autobiografia de Susanna Kaysen)

 

En abril de 1967, Kaysen, con 18 años de edad, es admitida en el Hospital McLean, en Belmont, Massachusetts, después de un intento de suicidio. Ella niega haber intentado suicidarse a un psiquiatra, quien le sugiere tomar algún tiempo para reintegrarse en McLean, un hospital psiquiátrico privado. Kaysen es diagnosticada con Trastorno Límite de la personalidad y su estadía en el hospital dura 18 meses.

Sus compañeras pacientes Polly, Lisa, Georgina y Daisy sobresaltan la experiencia de Kaysen en McLean como ella describe sus asuntos personales y como los ayuda para enfrentar el tiempo que deben pasar en el hospital.

Kaysen reflexiona en la naturaleza de su enfermedad, incluyendo dificultad en encontrar sentido en modelos visuales, y sugiere que la cordura es una mentira construida para ayudar a los "saludables" a sentirse "normales". Ella también cuestiona como los doctores tratan enfermedades mentales y si lo que ellos están tratando es el cerebro o la mente.

Durante su estancia, Kaysen pasa por un período de despersonalización, durante el cual se muerde la piel de su mano tras sentir miedo de poder haber "perdido los huesos". También, durante un visita al dentista, Kaysen se vuelve frenética cuando al despertar del efecto de la anestesia general nadie le dice cuanto tiempo estuvo inconsciente. Teme haber "perdido" tiempo.

 

 

A LOS 13

 

La película posee un fondo autobiográfico, ya que se basa en las experiencias de la joven Nikki Reed cuando tenía trece años, y de otros adolescentes de su entorno.

La historia cuenta la transformación que vive Tracy (Evan Rachel Wood), quien empieza la película como una prometedora estudiante con trenzas que todavía juega con ositos y muñecas. Pero cuando Tracy entra con una dosis extra de sensualidad en la olla a presión del penúltimo año de instituto, es testigo del poder y el conocimiento que posee Evie Zamora (Nikki Reed, coguionista de la película), quien se ha convertido en la conocida como la "chica más buena del colegio". Sumamente popular, guapísima y fascinantemente cursi, Evie representa todo lo que de repente Tracy quiere y necesita ser.

Al principio Tracy no tiene ninguna esperanza de ser aceptada en la elitista pandilla de Evie. Tiene una aptitud errónea, las amigas equivocadas, un aspecto definitivamente desacertado. Pero Tracy aprende a rehacerse a sí misma, paso a paso, hasta convertirse en el ideal definitivo de una adolescente. Descubre cómo maquillarse, qué ponerse, cómo llevar el pelo, cómo moverse.

Averigua las claves de la popularidad, Evie se convierte en su mejor amiga e incluso comienza a llamar la atención de los chicos. Y aún más, cuanto más se adentra en su prematura etapa adulta, más alto se pone el listón. Pierde la intimidad que tuvo en tiempos con su afanosa madre (Holly Hunter), empieza a hacer novillos y, a pesar del odio atroz que siente hacia el novio de su madre, un antiguo drogadicto (Jeremy Sisto), empieza a abusar ella también de las drogas. A pesar de todo, Tracy tiene aún trece años y vive un torbellino de emociones en el que todo lo que hace, todo lo que dice, todo lo que quiere, parece ser lo más importante del mundo. Y... todavía tiene toda la vida por delante.

 

PROZAC NATION

Liz (Christina Ricci) es una escritora de mucho talento a la que conceden una beca para la Universidad de Harvard. Esta es una gran oportunidad para ella de escapar de su controladora madre (Jessica Lange). Pero durante su primer curso académico, Elizabeth cae en una depresión, de la que intentará refugiarse en las drogas y en el sexo.

 

 

PAINFUL SECRETS

El tema principal de esta película es la autolesión, algunas causas que pueden llevar a ella y sus consecuencias. En la película encontramos escenas de autolesión que, de una manera más o menos agraciada, representan la realidad de Dawn, una adolescente despreciada por sus compañeros, totalmente anulada por una madre que lo controla todo, usada por su novio, ignorada por su padre...

A TODOS NOS HA PASADO...

Escrito por inlovewithmysorrow 09-07-2008 en General. Comentarios (19)

LA HISTORIA DE EMMA

La mamá de Emma notó por primera vez los cortes una noche, mientras su hija estaba lavando los platos. Emma le dijo a su mamá que el gato la había arañado. A su mamá le sorprendió que el gato hubiera sido tan brusco, pero se olvidó del asunto.

Las amigas de Emma también habían notado algo extraño. Incluso cuando hacía calor, Emma usaba camisas de manga larga. Además, se había vuelto reservada, como si algo la perturbara. Sin embargo, Emma parecía no poder encontrar las palabras para contarles a su mamá y sus amigas que las marcas en sus brazos eran producto de algo que ella había hecho. Se cortaba con una navaja cuando se sentía triste o perturbada.

 

                                     

 

¿Cómo comienza uno a cortarse?

Cortarse suele comenzar como un impulso. No es algo en lo que la persona piense por adelantado. Shauna afirma lo siguiente: "Comienza cuando sucede algo muy triste y uno no sabe cómo hablar de eso o qué hacer. Pero resulta imposible sacarse de encima esa sensación de tristeza y el cuerpo siente como un nudo causado por el dolor emocional. Cuando quieres darte cuenta, estás cortándote. Entonces, de algún modo, estás en otro lado. Por lo tanto, la próxima vez que te sientes mal por algo, vuelves a intentarlo y poco a poco va convirtiéndose en un hábito".

No se puede obligar a alguien a que no se lastime a sí mismo. No sirve de nada enojarse con un amigo que se corta, rechazarlo, darle un sermón o rogarle que deje de hacerlo. Por el contrario, hay que hacerles saber a esas personas que uno está preocupado por ellas, que se merecen estar saludables y felices, y que nadie tiene por qué afrontar sus problemas sin ayuda.

 

Cortarse: ¿la nueva moda?

Los adolescentes que se lastiman a sí mismos suelen estar enfrentando problemas graves. Muchos trabajan arduamente para superar estos problemas. Entonces, les cuesta creer que algunos adolescentes se corten sólo porque creen que es un modo de parecer fuerte y rebelde.

 

    

 

Si bien cortarse es un hábito que tal vez resulte difícil de eliminar, no es imposible. El hecho de que una persona busque ayuda profesional para superar el problema no significa que sea débil ni que esté loca. Los terapeutas y los consejeros están capacitados para ayudar a las personas a encontrar dentro de sí la fortaleza que les permitirá curarse. Entonces, recurrirán a esa fortaleza para afrontar los problemas de la vida de una manera saludable.

AGRESOR Y VICTIMA: LA MISMA PERSONA

Escrito por inlovewithmysorrow 12-02-2008 en General. Comentarios (2)

Si bien el colmo de una acción agresiva contra el propio cuerpo es quitarse voluntariamente la vida, o sea, el suicidio, se dan con frecuencia otras acciones autoagresivas menores, mediante las cuales el propio cuerpo se provoca lesiones en su personal espacio corporal, es decir, se autolesiona. En estas circunstancias puede decirse, con entera propiedad, que el agresor y la víctima son o comparten un solo cuerpo.

La autolesión, desde el punto de vista de sus ambiguos y oscuros propósitos, se ha definido como un acto autoagresivo mediante el cual se busca cambiar o salir de un estado de ánimo, por lo general negativo y depresivo, mediante la provocación de lesiones traumáticas, sangrantes o no, en el propio espacio corporal, sin ánimo de suicidio.

 

Las autolesiones más frecuentes se producen como pequeñas heridas incisas, quemaduras o lesiones por contusión, lanzando el propio cuerpo, o parte de él como la cabeza como ariete, contra una resistencia. No se consideran autolesiones las provocadas con el propósito primario de conseguir una gratificación sexual, la modificación o la ornamentación del propio cuerpo, así como la participación en un cruento ritual religioso.

En la autolesión, el cuerpo agresor (el que ha generado la energía cinética que ha provocado la lesión) y el cuerpo agredido, sobre cuya geografía corporal se despliegan las autolesiones, transformado inmediatamente en víctima, son el mismo cuerpo.

En un breve Diccionario de Psiquiatría editado por Masson en 1996, se introduce el término de autolesionismo, definido como “La autoprovocación voluntaria de una lesión, ya sea por suicidio frustrado, para eximirse de un deber, para imputar el daño a una causa o mecanismo falsos, sintomática de una enfermedad mental, etc.”.

Lo cierto es que la creciente frecuencia de autolesiones en la adolescencia se ha convertido, en las últimas décadas, en una de las muchas preocupaciones que atañen a esa problemática fase de la vida. Una tendencia a la autoagresión que, sobre todo cuando la autolesión es repetitiva (y la superficie corporal se va cubriendo de extraños grafitos dibujados a base de cicatrices) suele asociarse con problemas familiares, escolares y sociales que arruinan el bienestar biopsicosocial del adolescente, propiciando conductas en las que predomina la ansiedad, la depresión y la escasa autoestima, con un preocupante menosprecio del propio cuerpo, hasta asociarse, incluso, con ideas de suicidio, o bien con una conducta agresiva que puede abocar a la delincuencia.

No hay que olvidar que, como escribió Elaine Scarry en su lúcido análisis de la tortura (The Body in Pain, Oxford University Press, 1985) el “dolor físico es capaz de bloquear el dolor psicológico, debido a que anula todo contenido psicológico, doloroso, placentero o neutral”.

lo que NO es autolesion

Escrito por inlovewithmysorrow 01-02-2008 en General. Comentarios (14)

 

Llamar la atención
Mucha gente suele pensar que la autolesión es un método para llamar la atención. Esta es una de las ideas más erradas, y también a la que más le tememos los autolesionadores.

¿Si quisiésemos simplemente llamar la atención llegaríamos a algo tan extremo como hacernos daño?. Si un autolesionador quisiera llamar la atención no escondería sus marcas, no vestiría mangas largas en verano, disfrutaría bañarse en una piscina o en la playa, no buscaría excusas a sus cicatrices ni desviaría el tema, tampoco se escondería a cortarse. Es más, ni siquiera se cortaría, simplemente amenazaría con hacerlo.

Si el autolesionador hace un llamado de atención, no lo hace concientemente, sino accidentalmente. Pero este llamado no es ése infantil de querer ser el centro de atención, como un niño que se pone a llorar para conseguir lo que quiere. Es una petición inconsciente de ayuda. Hay que recordar que más doloroso que las heridas, es lo que el autolesionador lleva en su interior.

 

                                   

Manipulación
En relación al punto anterior, el autolesionador no busca manipular a quienes lo rodean. La autolesión no es un método de extorsión, en el sentido en que no se hace por obtener algo de otra persona, ya sea atención, compañía, etc.

 

Una actividad grupal
La autolesión es algo muy personal, y no suele involucrarse a otras personas en ello. Es una exteriorización del dolor interior, cuando éste no puede ser expresado. Si se tiene la confianza necesaria como para cortarse en grupo, ¿por qué entonces no se tiene la confianza para contar lo que se siente?.

                              

Por placer
La autolesión causa un alivio momentáneo, pero no logra hacernos sentir mejor interiormente. No es una actividad que cause placer por si sola, como escuchar música u otras actividades, pues se relaciona con el dolor. Es más bien dolor a cambio de dolor.
                                          

 

Una moda
Autolesionarte no te hace más cool. Cortarse o quemarse no es un equivalente a ocupar una ropa determinada o tener cierto corte de pelo.       

                                   

 

Tatuarse, hacerse piercing u otras prácticas
Si bien algunas cosas causan un dolor que puede ser placentero para algunos, no significa que sea autolesión, pues no tiene nada que ver con el sufrimiento o un desórden psicológico. Algunas personas, por ejemplo, sienten placer con las prácticas sadomasoquistas, pero esto no quiere decir que en su interior se sientan mal o que sean infelices.

    

                                                  

 

Un intento fallido de suicidio
Si bien algunas personas que han cometido o han intentado suicidarse pueden presentar una tendencia autolesionadora, no quiere decir que todos los autolesionadores sean suicidas. La autolesión no se relaciona necesariamente con el deseo de morir, a veces es incluso todo lo contrario, un método de supervivencia.

 

 

                                           

FAMOSOS AUTO-LESIONADORES

Escrito por inlovewithmysorrow 28-12-2007 en General. Comentarios (2)

 Fiona Apple (singer)

Drew Barrymore (actress)

 

 

 

Brody Dalle (singer from The Distillers)

 

 

Johnny Depp (actor)

 

 

Richey Edwards (singer)

 

 

Colin Farrell (actor)

 

 

Jessicka Fodera (singer from Jack off jill)

 

 

Kelly Holmes (Athlete)

 

 

Angelina Jolie (actress)

 

 

Courtney Love (singer from Hole)

 

 

Marilyn Manson (singer)

 

 

Shirley Manson (singer from Garbage)

 

 

 

Princess Diana

 

 

Christina Ricci (actress)

 

 

 

Amy Studt (singer)

 

 

 

Sid Vicious (bass from Sex Pistols)

 

 

Amy Winehouse (singer)

 

 

Elizabeth Wurtzel (writer)